Ver Proyectos

La disipación de energía sísmica se logra incorporando dispositivos mecánicos o masas oscilantes que capturan parte de la energía que ingresa a un edificio durante un sismo, evitando que la estructura y su contenido se dañen. Los disipadores mecánicos se conectan al sistema estructural empleando generalmente piezas de acero.

 

Edificio con disipación

La vibración reduce entre 40% y 50%

Edificio sin disipación

La estructura vibra y la deformación produce daño.

 

TIPOS DE DISIPADORES

Disipadores Histeréticos

Disipan energía mientras se deforman y fluyen por flexión, corte, torsión o extrusión.

Uno de los dispositivos más conocidos es el TADAS, que está formado por placas de acero (en forma triangular), generalmente instaladas bajo los diafragmas o entre vigas de acopla- miento.

Disipadores Viscoelásticos y de Fluido Viscoso

La energía que disipan esta asociada al desplazamiento y velocidad relativa de los extremos del disipador.

Los disipadores viscoelásticos sólidos están formados por una capa de material viscoelástico que se coloca entre dos placas de acero.

Los dispositivos de fluido viscoso disipan la energía al forzar el paso de un fluido entre sus cámaras interiores.